Ir al contenido principal

LO MÁS RECIENTE

Bundt Cake de Calabaza con Glaseado de Chocolate

La semana pasada les decía que les tenía más recetas con calabaza. No sabía si compartir algo sin calabaza esta vez y dejar las otras dos recetas con calabaza para las próximas semanas. Pero no me he podido resistir, a estas altura ya uno se encuentra tantas recetas con calabaza. Y a mí me pasa que mientras más veo, más se me antoja. Espero que a ustedes también les suceda lo mismo.
A mí me encantan los bundt cakes porque lucen hermosos sin necesidad de hacer mucho, la forma del molde hace gran parte de ese trabajo. Yo aún me emociono cuando saco mi bundt cake del molde. No importa cuantas veces lo haga, siempre me sorprende....
Para la masa utilicé una combinación de harina integral y harina blanca, eso fue por la simple y sencilla razón de que me quedé sin harina blanca. No tenía idea, hasta que ya estaba midiendo todos los ingredientes y con el horno precalentando.
Apliqué el plan "b".

La receta original no tenía glaseado, sólo tenía azúcar glass espolvoreada por encima.…

Macarons Especiados con Ganache de Chocolate




Casi al finalizar el año le decía a mi esposo que no me había enfermado en este invierno.
Y resulto que a los días que comenzó el año me enfermé, ¿pero qué pensaba? Si el invierno aún no termina.
Ayer me compré cerca de mi casa un jugo verde con jengibre, dicen que el jengibre es una maravilla para las enfermedades respiratorias, y parece que sí, porque siento que me ha ayudado.

Al final esto no es nada que con descanso, unos tés y por supuesto pastillas para el dolor me sienta mejor. El dolor de oídos y de cabeza parece que se está yendo, creo que en un par de días estaré como nueva. 

Aunque no me quejo, ya que he tenido algún tiempo descansado y me ha servido para encontrar más inspiración dulce. Como escuché por ahí recientemente, "no todo es absolutamente bueno, ni absolutamente malo".
Estar tumbada en el sillón de algo me ha servido.

¿Qué les parece si empezamos con la receta?
Ya ha pasado un año desde que les conté sobre mi gran experiencia en mi Clase de Macarons en Sur La Table, los meses así de rápidos se me fueron y apenas les estoy compartiendo la primer receta de macarons en el blog. 

Esta receta la tenía guardada desde hace un tiempo, no había tenido oportunidad de compartirla ya que se atravesaron todas las recetas navideñas, los Brownies Doble Chocolate, las vacaciones, la Rosca de Reyes y tantas cosas más.





Aunque no fue tanto tiempo, no todo un año. Lo que pasó es que al principio tardé un poco en meterme a la cocina para hacerlos, estaba con una lista enorme de recetas por hacer, que esta la fui dejando.
La verdad es que si sentía un poco de presión porque mi esposo me había regalado la clase (el mejor regalo de Navidad del 2015) y yo nada que ponía manos a la obra. 

Cuando por fin me encontraba haciendo macarons, le sufrí.
Lo primero fue porque no tenía harina de almendra (uno de los ingredientes principales de los macarons) y utilicé almendras fileteadas. Fue un error, tarde mucho en procesar y cernir mi almendra.

Yo he visto que en algunas recetas usan las almendras fileteadas, pero a mí no me funciono. Creo que mi procesador no es tan potente como pensaba. Tuve que procesar y cernir muchas veces.
Mi cocina tenía azúcar glass y almendra molida por todas partes, un desastre.


Lo segundo es que no los horneé a una temperatura adecuada. Tardaron una eternidad en el horno para cocinarse y al final quedaron duros, no tenían esa consistencia del macaron (recién horneado), suave por dentro y crocante por fuera. Eran crocantes por todos lados. 

Recuerdo perfecto a nuestro maestro, el Chef Bug Schroeder decirnos que lo intentáramos cuantas veces fueran necesarias cuando llegáramos a casa. 
Así que por supuesto no iba a desistir con esos macarons.


Tarde unos meses más hasta que finalmente compré mi harina de almendra, y fue una gran diferencia. Menos desastre en mi cocina y mucho más rápido. Esa parte que me había hecho pasar dificultades en la cocina ya estaba más que resuelto.

Solo faltaba otro problema, la temperatura y tiempo de horneado.
Esta vez hice varias pruebas, a diferentes temperaturas y por diferente tiempo.
Las personas que ha hecho macarons no me lo van a creer, pero mi temperatura ideal es de 180 °C por un tiempo de horneado de 11 minutos. 


A muchos les parecerá una locura esa temperatura, imagino que les quedarían achicharrados. En mi clase me habían dado como temperatura base de 150 ºC pero a mí no me funcionó. Sin duda, cada horno es un mundo.

Si ustedes ya han hecho macarons en casa y tiene una temperatura que ya les ha funcionado, les recomiendo que la sigan utilizando. Pero si es la primera vez que hacen macarons lo mejor es que hagan pruebas para que vean cuál es su temperatura ideal.



Decidí hacer mis macarons con especias; canela, jengibre, cardamomo y nuez moscada. Ustedes pueden usar las que más les gusten y tengan a la mano. Sólo recuerden que algunas son más fuertes que otras y con ellas nos tendríamos que medir. Para rellenarlos, ¡ganache de chocolate!, ¿es que acaso hay algo mejor para rellenar?

Yo utilicé una duya para rellenar, pero este tipo de duya es para rellenar cupcakes, eclairs, profiteroles, o algún otro postre donde se tenga que introducir parte de la duya al rellenar. Ustedes utilicen una simple, incluso pueden usar una manga sin duya. 




Macarons


Ingredientes.
40 macarons aproximadamente.

Para las Galletas:
  • 200 g azúcar glass, dividida
  • 113 g harina de almendra (almendra molida)
  • 1 cdita. canela molida
  • 1/8 cdita. jengibre molido
  • 1/4 cdita. cardamomo molido
  • 1/2 cdita de nuez moscara, recién rallada ( o 1/8 cdita. nuez moscada molida en polvo)
  • 113 g claras, a temperatura ambiente
  • 100 g azúcar granulada blanca
  • una pizca de cremor tártaro

Para el Ganache de Chocolate:
  • 200 g chocolate 70 % cacao, troceado
  • 1/3 taza (80 ml) crema espesa para batir (heavy cream)


Procedimiento.
Para las Galletas:
Marcar dos hojas blancas tamaño carta con 18 círculos de 4 cm cada uno, estos círculos deberán ser alternados. Tal y como se muestra en la fotografía de la charola de macarons antes de ser horneados, una fila es de 5 y la otra de 4.
Preparamos de 2 a 3 charolas con papel encerado. Cada que vayamos a hacer macarons ponemos por debajo las dos hojas blancas. Al terminar, sacar con cuidado y continuar con la otra charola.

En el procesador ponemos la mitad del azúcar glass, harina de almendra y especias, procesamos hasta obtener un polvo fino. Agregamos el azúcar glass restante y procesamos de nuevo. Cernimos de 2 a 3 veces y dejamos de lado. 
-Si en el cernidor queda más de 1/2 cdita. será necesario procesarlo para integrarlo a la mezcla, si es igual o menos de la 1/2 cdita. lo pueden desechar-

Merengue.
En el bowl de la batidora (completamente limpio, libre de grasa y seco) ponemos nuestras claras y cremor tártaro, llevamos a batir a velocidad media, hasta que esté espumoso, cerca de 2 minutos. Gradualmente agregamos el azúcar. Subimos un poco la velocidad y seguimos batiendo hasta que esté brilloso y tenga picos firmes. Cerca de 10 a 13 minutos.

Macaronage.
Agregamos nuestra mezcla de harina de almendras/azúcar en tres partes al bowl del merengue, mezclamos con una espátula de manera envolvente, no es necesario que esté completamente integrados los ingredientes entre cada adición.  Al mezclar debemos presionar la espátula a las paredes del bowl para aplastar los grumos de la harina de almendra. Es muy importante no pasarnos porque la mezcla podría quedar muy liquida. Yo encontré que envolviendo de 20 a 25 veces queda perfecto (contamos a apartir de integrar la última parte de la almendra). Para hacer la prueba si está lista también debemos pasar la espátula por el medio de la mezcla, se hará un camino (justo como en la quita fotografía) y este deberá unirse de nuevo dentro de 7 a 10 segundos.

Pasamos parte de la mezcla a una manga con duya de media pulgada, no debemos llenar mucho nuestra manga. Tomamos una de nuestras charolas ya con las platillas listas, ponemos de manera perpendicular la manga y al centro del círculo marcado, apretamos para empezar a formar nuestros macarons. Tenemos que dejar un pequeño margen ya que la mezcla se extiende. Sacamos con mucho cuidado las plantillas y pegamos con un poco de mezcla las 4 esquinas de la charola. Ya que al ser tan ligeras las galletas en ocasiones se levanta un poco el papel encerado y podrían quedar de forma irregular.

Alzamos la charola unos 50 cm y dejamos caer sobre la mesa en tres ocasiones (hará un ruido fuerte, si hay alguien en casa deben avisar para que no se asusten). Esto es necesario para sacar todas las burbujas de aire en los macarons.
Repetimos el proceso con la mezcla restante.

Dejamos secar por 30 a 45 minutos.
Para saber si están listos, tocamos con nuestro dedo una de las galletas y esta no se nos debe pegar, debe sentirse una superficie seca. No hacerlo muy fuerte para evitar estropearla.

Precalentamos el horno a ...
En mi clase la temperatura del horno y tiempo de horneado fue de 150 ºC por 14 a 16 minutos.
En mi casa fue de 180 ºC por 11 a 13 minutos.
Hay personas que incluso los hornean a 135 ºC por 15 a 18 minutos.
Será cuestión de ir probando su horno, si es la primera vez que hacen macarons les recomiendo hacer pruebas de tiempo de horneado y temperatura.

Llevamos a hornear, una charola a la vez y rotando a la mitad del horneado. Deben estar crocantes y firmes. Dejamos enfriar por completo en la charola.



Para el Ganache de Chocolate:
Ponemos el chocolate en un bowl que soporte lo caliente. Llevamos a calentar la crema en una olla a temperatura media-alta, justo cuando suelte el primer hervor vaciamos sobre el chocolate. Dejamos reposar por 5 minutos. Pasado ese tiempo mezclamos con una espátula de silicon hasta emulsionar los ingredientes.
Debe tener una consistencia untable.



Para el Armado:
Llenamos una manga con el ganache (con o sin duya, el orificio debe ser de medio centímetro aproximadamente) y rellenamos una de nuestras galletas, cuidando hacer el contorno parejito, ya al centro no hay ningún problema de cómo se rellene. Cubrimos con otra galleta, presionando y dando vueltas al mismo tiempo para que no se rompan.









Notas.
-Los macarons pueden guardarse a temperatura ambiente hasta una semana sin rellenar en un contenedor hermético.

-Rellenos los macarons guardar en un contenedor hermético y dentro del refrigerador por hasta 3 días.





Saúl, ni mi esposo, ni yo podíamos parar de comer.
Tienen un contraste de sabores absolutamente delicioso.

Traté de ser lo más detallada y clara posible en la receta, así cómo contarles lo que había aprendido en mi clase y con lo que me encontré al hacer mis macarons solita. Si tienen alguna duda, háganmelo saber. Yo con gusto haré lo posible por ayudarles.





¡Que lo disfruten!
Bruni's boulangerie



También encuéntrame en:   |  facebook  | twitter  |  instagram  |  pinterest  |  google +

Comentarios

  1. Maribel espero que te ncuentres mejor, yo también comencé el año metida en la cama con gripe y dolor hasta en el pensamiento, jejeje... Pero al final, comomno hay mal que cien años dure, ya estoy casi completamente repuesta, y con ganas de cocinar.
    Tus macaron se ven preciosos, nunca lis he probado, ni siquiera los he visto en pastelerías, debe ser que como no son algo de aquí, pero la red está llena y se meten por la vista, aunque me temo que si tú has tenido problemas habiendo participado en unas clases magistrales, mucho más seria si tan solo siguiéramos los consejos de algunas páginas web.
    En fin, me conformo con ver lo bonito que lo has hecho, y que seguro estarán para no dejar ni las migas.
    Besos mi niña preciosa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola mi Concha preciosa!
      En mi ciudad si los venden pero es reciente (bueno un par de años) que se ven en más lugares. La primera vez que yo los miré fue en la web, y desde ese momento tenía unas ganas tremendas y un miedo tremendo también de hacerlos, jeje.
      La clase me ha servido de mucho, pero yo les comparto todo lo que he aprendido en ella, para que a ustedes les queden iguales.
      Muchas gracias, ¡eres un amor siempre!

      Eliminar
  2. Maribel creo que el 90% de los blogueros empezamos el año con gripe/catarro/resfriado... ¡es una plaga! Pero como dice Concha no hay mal que cien años dure y todos nos vamos reponiendo (y recayendo por el camino si se tercia ja ja ja)

    Me has dejado impresionada con tus macarons ¡le tengo mucho miedo a estos bocaditos! de hecho ni lo he intentado ni pienso mientras no tenga más bagaje reposteril a mis espaldas.

    No me extraña que nadie en casa pudiera dejar de comerlos ¡te han quedado perfectos!

    ¡Besos mil y feliz finde!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad, después me di cuenta que no era la única, muchos nos enfermamos.
      En relidad no se ocupa de mucho, yo creo que al menos la mayoría lo tienes en casa.
      Mil gracias Cuca, ¡muchos besos para ti y para Lara!

      Eliminar
  3. ¡¡Hola Maribel!! Espero que ya te encuentres mejor, yo también he estado esta semana con gripe, y aún arrastro un poco de malestar, pero vamos, se puede decir que está superado.
    Tus macarons se ven divinos, la verdad es que cuando los ves una vez hechos y terminados, no te acuerdas de las pruebas que hay que hacer hasta que están perfectos. Yo también, por fin, he podido conseguir que me salieran. Fue a la tercera vez y cambiando de receta la que hizo que por lo menos me salieran bien la mitad de los macarons, a pesar que me costó dos horas y media que secaran. Pero estuve contenta con el resultado de esa mitad que me salieron bien. Estas navidades he probado una cuarta vez y me quedaron bien a la primera, ¡¡no me lo podía creer!! Y el tiempo de secado fue muchísimo menor. Los teñí de amarillo y los rellené con lemond curd y fueron uno de los dulces que llevé a mi casa para navidad y no quedó ni uno.
    Aún así, seguiré practicando y mejorando, pues alguno me quedó con grumitos, por lo que creo que tengo que tamizar más de una vez, como hice en esta última ocasión. Pero lo cierto es que de los errores se aprende.
    Tú también has acertado con el relleno, con ese ganache de chocolate, que por cierto, tiene que contrastar perfectamente con las especias que le ha añadido a la masa de macarons. ¡¡Esto es una auténtica tentación!! Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Isabel, ¡muchas gracias! Al siguiente día yo ya estaba mucho mejor.
      Sí, recuerdo lo mal que la pasaste hace unas semanas, pero con el clima invernal es difícil librarnos.
      Me he ido a tu blog para ver si nos había compartido una receta de macarons, porque no la recordaba y parece que no. Al menos no la encontré. Ya quiero ver uno de tus macarons, esperaré con muchas ansias.
      Es verdad, hay ciertas recetas que no tienen mucha ciencia, pero algunas otras es ensayo y error. Y por supuesto con esas es mucho más grande la satisfacción ya que todo el esfuerzo vale totalmente la pena.

      Muchas, muchas gracias¡Miles de besitos!

      Eliminar
  4. Que macarons más ricos. Los he intentado hacer en casa un par de veces y no me han salido como me gustaría y aunque luego he hecho un curso donde sí que me salieron no me quito el "miedo" ha hacerlos en casa. Pero después de ver tu receta me tengo que animar a hacerlos.
    Espero que ya estes mejor de tu resfriado! :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, ¡anímate Marta!
      Muchas gracias, ¡un abrazo grande!

      Eliminar
  5. Hola, no eres la única que has pillado resfriados, yo tampoco me he librado!! con este tiempo es imposible no caer. Me alegro de que ya estés más recuperada.
    Ainssss, qué ricos y qué vien hecho estos macarons!! Yo no me atrevo a hacerlos , lo veo muy difícil, la verdad, con las ganas que tengo de probarlos. Viendo los tuyos hasta me entran ganas de ponerme a ello. Nunca se sabe, jejejeje!! un beso preciosa!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los tienes que hacer, ¡te van a gustar muchísimo!
      Un beso mi querida Elisa.

      Eliminar
  6. Hola Maribel!! pues yo estoy como tú, diciendo que de momento no me he resfriado y ya veras..., espero que te encuentres mucho mejor.
    Por cierto, yo que tomo a diario infusiones después del almuerzo, últimamente añado un poco de 'polvo de jengibre' y no sé si funciona pero de momento no me he acatarrado.
    ¡¡Macarons!, me encantan verlos, otra cosa es hacerlos..., no sé por qué pero me da una pereza..., además tengo amigas que lo han intentado y no le han salido hasta el segundo o tercer intento. Y cómo voy a ser yo diferente.
    Por todo eso, me resisto a intentarlo (de momento).
    El ganache de chocolate ¿existe otro relleno más rico?, por supuesto que no.
    Te han quedado perfectos, deliciosos, y no me extraña que entre los tres os los 'zamparais' rápidamente (jijiji).
    Un besito y feliz tarde.
    Sil

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues yo tengo una amiga que a la primera le han quedado, puede que tú seas igual que ella. Anímate, seguro que te encantan, ¡son deliciosos!
      ¿Verdad? No existe otro relleno más rico, jejeje.
      Un besito Sil bonita, ¡lindo fin de semana!

      Eliminar

Publicar un comentario

Favoritos de la Semana