Galletas de Jengibre




¿Cómo han estado estas últimas semanas? Les cuento que yo he estado haciendo pequeñas remodelaciones en casa, ya decoré para recibir a Santa. Saúl tuvo un festival muy lindo en el preescolar y por supuesto me toco prepararle su vestuario. Fui a mi primer black friday, que por cierto no sé si estaba en la plaza equivocada pero a mí no me toco esa locura que sale en las películas o en las noticias, donde la gente entra corriendo a las tiendas, se pelean por las cosas y es un tremendo caos. Estaba entusiasmada por ver eso, pero creo que fue mucho mejor así, no me toco hacer una fila interminable para pagar y obtuve algunos buenos descuentos.
Y hace un par de días estaba como de vacaciones, mi esposo tuvo unos días libres en el trabajo. Lastima que Saúl estaba en la escuela sólo el viernes pasado (tuvo día libre) y el fin de semana pudo estar con su papá. Por eso mismo digo "como de vacaciones" porque parte de nuestra rutina siguió. Mi peque tuvo que ir a clases.

¿Qué les parece si comenzamos con la receta de hoy?
Ustedes tal vez se dieron cuenta en una de mis redes sociales que desde hace varias semanas hice estos muñequitos de jengibre, me adelanté un poco a la Navidad. 
Les contaba que para el mes de octubre tenía pensado comprar una calabaza jumbo para hacer mucho puré casero y usarlo en varias recetas, pero al final ya no me había dado tiempo. Para que no me pasara lo mismo yo me encontraba haciendo galletas de jengibre antes de halloween. Tenía el espiritu navideño en pleno octubre. 
Y sí que se ha ido rápido el tiempo ya estamos a diciembre y llegó el día de compartir la receta.





Para endulzar estas galletas necesitaremos azúcar mascabado y melaza. Sé que en algunas partes no venden la melaza, incluso en mi ciudad es un producto que no he encontrado, es un ingrediente muy americano. Pero como saben yo tengo del otro lado a San Diego, así que allá lo compro.
Esta vez yo tuve que hacer una miel de piloncillo porque no me había dado cuenta que ya casi me había terminado la melaza. Así que si ustedes no la encuentran, pueden usar piloncillo para hacer una miel como esta vez lo hice yo. El color y el sabor es muy parecido al de la melaza.
En las notas les dejaré cómo hacerlo. Nada más tengan cuidado de no dejar enfriar mucho la miel porque se endurece de nuevo, a mí me pasó. Pero no se preocupen, si eso pasa tiene arreglo, pueden agregar otro chorrito de agua y calentarla otra vez.

Hace años que no decoraba galletas y con el pulso de maraquero que ya les había contado que tengo, no tenía idea cómo me quedarían las galletas, pero, ¿han quedado bien verdad?
Ustedes pueden hacerlas como más les guste y agregar más detalles.





Galletas de Jengibre


Ingredientes.
24 galletas aproximadamente.

Para la Masa:
  • 3 tazas (450 g) harina, todo uso + para mesa de trabajo
  • 2 cditas. jengibre molido
  • 1/4 cdita. clavo molido
  • 1/2 cdita. nuez moscada recién rallada o 1/4 cdita. nuez moscada molida
  • 1/2 cdita. canela molida
  • 1 cdita. bicarbonato de sodio
  • 1/2 cdita. polvo para hornear
  • 1/4 cdita. sal de mar fina
  • 85 g mantequilla, a temperatura ambiente
  • 1/2 taza (95 g) azúcar mascabado
  • 1 huevo, a temperatura ambiente
  • 3/4 taza (180 ml) melaza (unsulfured molasses) *

Para el Glaseado:
  • 2 tazas (240 g) azúcar glass
  • 4 cditas. polvo de merengue
  • 1/4 taza (60 ml) agua



Procedimiento.

Para la Masa:
En un bowl mezclamos  nuestra harina, especias, bicarbonato, polvo para hornear y sal. Dejamos de lado.
En el bowl de la batidora agregamos la mantequilla y azúcar mascabado y batimos a velocidad media-alta hasta que estén integrados los ingredientes, cerca de 3 a 5 minutos. Agregamos el huevo y la melaza. Bajamos la velocidad y poco a poco agregamos la mezcla de harina, mezclamos sólo hasta incorporar. Dividimos la masa en dos discos y envolvemos en plástico cada uno. Refrigeramos hasta que se ponga firme la masa, por al menos dos horas o hasta dos días.

Precalentamos el horno a 350 °F (180 °). Preparamos dos a tres charolas o placas con papel encerado. Dejamos de lado.

Enharinamos nuestra mesa de trabajo y empezamos a trabajar una parte de la masa. Estiramos con un rodillo hasta formar un grosor aproximado de 3 mm. Hacemos las galletas con nuestro cortador de muñequito de jengibre o con la forma que gustes y pasamos a las charolas. También se puede enharinar el cortador, así prevenimos que la masa se pegue. Unimos las orillas que nos quedaron y volvemos a extender la masa y hacemos más galletas. Repetimos el proceso con el otro disco de masa. 
-Si has dejado varias horas la masa en el refrigerador, se ha puesto muy dura y es difícil trabajar con ella, puedes dejarla unos minutos a temperatura ambiente para que se ablande un poco-

Llevamos a hornear. 
Yo dejé mi primera tanda de galletas 11 minutos en el horno, la segunda 8 y la tercera 10. Unas me quedaron crocantes y las otras más suavecitas. Se pueden hacer como más les guste. Recomiendo de 8 a 10 minutos para galletas blanditas y para galletas más crocantes de 8 a 13 minutos.

Pasamos las galletas a una rejilla para que enfríen por completo.



Para el Glaseado:
Cernimos el azúcar glass y la ponemos en un bowl junto con el polvo de merengue y el agua. Mezclamos muy bien. Se puede ajustar la consistencia con más azúcar glass o con más agua si es necesario. 

Pasamos el glaseado a una manga con una duya #3 wilton o similar.  
Decoramos las galletas y dejamos secar el glaseado.





Notas.
*Si no encuentran melaza se puede hacer miel de piloncillo. En una olla ponemos media taza de agua y un cono de piloncillo de aproximadamente 250 g. Llevamos a fuego medio hasta que el piloncillo se derrita por completo y se forme una miel ligeramente espesa. Apagamos el fuego y dejamos que enfríe un poco.

-Si no tienen manga y duya para decorar, pueden utilizar una bolsa ziploc y hacer un pequeño hoyo en una de las esquinas con unas tijeras.

-Las galletas guardadas en un contenedor hermético duran de 2 a 3 días a temperatura ambiente.





Fuente: Receta ligeramente adaptada de Martha Stewart



Hace mucho tiempo que no hacía galletas de jengibre. Anteriormente para estas fechas eran las unicas que hacía, antes de que naciera Saúl y cuando él estaba muy pequeñito que no podía comerlas. Ahora no estaba muy segura si a mí peque le gustarían tanto como las que tienen chocolate (son sus favoritas). ¡Y afortunadamente sí le encantaron! No sé si aparte de que en verdad están súper ricas, fue que lo involucre; preparé algunos sprinkles, azúcar de colores y dulces para que él pudira decorar sus propias galletas. Ya se podrán la cara de felicidad que tenía mi niño hermoso decorando sus galletas y después probando sus creaciones.




¡Que lo disfruten!
Bruni's boulangerie

Comentarios

  1. Para serte sincera Maribel, nunca he probado estas galletas tan americanas, y eso que de tanto verla en películas es como si fueran típicas también por aquí.
    Aunque me hago una idea de su sabor, porque esa combinación d especias me encanta, y la suelo utilizar en mis bizcochos, claro que no tiene nada que ver.
    Seguro que Saúl lo disfrutó a lo grande, y es que un niño cuando se siente involucrado en tareas de mayores, son felices, como solo ellos lo pueden ser.
    Me encantan tus galletas, aunque me daría pena comerlas porque son ¡¡tan bonitas!!
    Besitos y feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tan linda como siempre mi Concha preciosa.
      Te agradezco de todo corazón que siempre estés por aquí.
      Besitos, ¡feliz día!

      Eliminar
  2. Las voy a hacer este fin tengo unas ganas de hacerlas y ahora haré mi miel de
    Piloncillo ... ya te contare y enseñaré Maribel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, me tienes que contar qué tal, ¡muchas gracias Ale!

      Eliminar
  3. He tenido que buscar en Google qué era el piloncillo Jijiji, nunca había oído esa palabra.
    Bueno estas galletas me chiflan, espaciadas son tan ricas, y el olor que desprenden..., si da hasta lástima comerlas. Hace pocas semanas publiqué las galletas speculoos que son parecidas pero todavía más espaciadas, están increíbles!!.
    ¿Como no el iban a gustar a Saúl, lo dudabas?.
    Celebro que hayas podido disfrutar de un descanso, y hayas disfrutado de pequeños placeres.
    ¡Bienvenida de nuevo!.
    Un besito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Google lo sabe todo, siempre nos saca de dudas.
      Yo conocí las galletas de specuulos gracias a Isabel, de hecho hace unos días que fui al super miré en el área de productos importados una crema de specuulos, se me antojó tanto.
      Deben estar riquísimas, me encantan las especies. Tengo que ver la receta ;)
      La verdad es que sí lo dudaba, tienen un sabor especiado muy marcado. Y él está acostumbrado a la canela, le encanta, pero nada más. Yo feliz de que le gustaran.
      Mil gracias Sil bonita, nos leemos pronto.

      Eliminar
  4. ¡¡Hola Maribel!! ¡¡Qué alegría poder leerte de nuevo!! Nos tenías abandonados por completo, ja, ja. Pero bueno, has vuelto por navidad, como el turrón aquí en España, que siempre vuelve por navidad. Me encantan tus galletas de jengibre, hace mucho que no las hago, y tú me las has recordado. Yo las suelo colgar en el árbol de navidad y tan sólo me como una o dos. El que hayas implicado a Saúl en la elaboración de estas galletas es muy bonito, porque seguro que lo habréis disfrutado los dos.
    Yo tampoco sabía que era el piloncillo y también lo he buscado en internet, ja, ja, ya he visto que es la panela. Aquí la encontré el otro día, lo venden como el azúcar moreno, suelto, no en forma de cono como el tuyo, y justo ayer hice un postre con él y me gustó mucho el resultado, siempre dicen que es más sano, al no estar refinado. Así que seguiré comprándolo.
    Bueno, Maribel, espero leerte pronto de nuevo. Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajajaj, exacto, yo así como el turrón.
      Yo tengo ganas de hacer eso, colgar galletitas en el árbol, pero siento que me atacarían las hormigas, jajaja.
      Sí, los dos pasamos un día muy padre.
      Yo sabía que se le llamaba panela en algunos países latinoamericanos, pero no sabía que en España, gracias por pasarme el dato.
      A mi igual me gusta mucho el sabor, queda súper rico y justo como dices, es más saludable.

      Mil gracias Isabel, ¡eres un sol!
      Besitos.

      Eliminar
  5. Hola Maribel!! Me llevaste a mi infancia!!! Uhmmm que delicia!! Eres fantástica!! Bss

    ResponderEliminar
  6. Hola, qué alegría me da verte de nuevo!! me alegro de que haya sido por reformas que aunque ansasn después nos alegramos de verlo todo bonito, verdad?
    ya veo que tampoco pierdes el tiempo y nos has regalado unas galletas deliciosas. Un beso Maribel!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Mil gracias mi querida Elisa!
      ¡Un beso muy, muuuuuy grande!

      Eliminar
  7. Que galletas más ricas. Me encantan las galletas de jengibre, pero este año no he podido hacer esta receta porque mis cortadores están en una caja en un almacén con el resto de mis cosas. Pero bueno ya he preparado alguna otra versión que ha gustado mucho.
    Un saludo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Entonces el otro año será Marta ;)
      Tengo que ir a ver esa versión que me cuentas, ¡un saludo!

      Eliminar
  8. Mi querida amiga, me alegra que tu esposo haya tenido esos dias libres para asi disfrutar de la familia, aunque el peque ha estado en la escuela y haya disfrutado solo a medias, bueno cielo estas galletas ademas de bonitas tienen que ser una ricura asi que no me extraña que ya en octubre las hayas hecho tienen que ser tan ricas que seguro se comen en todas las epocas del año. Mil besicos cielo de tu amiga que te quiere

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, siempre es bueno estar toda la familia juntita.
      Mil besitos mi querida amiga, te mando muchos abrazos y besos con todo mi cariño.
      ¡Muchas gracias!

      Eliminar
  9. Maribel que hermosas te quedaron las galletas de jenjibre me encanta que bien que hayas adaptado esta receta de Martha Stewart soy mega fan, las voy hacer para probar tu versión, yo siempre hago mi receta con jenjibre rallado natural y las pinto con royal iccing en colores a mis niños les encanta es ya una tradición hornearlas para decorar y comerlas bajo el árbol viendo películas en estas fiestas ahora también incorporaremos tu receta a nuestra tradición pensamos dejarle a Santa que las adora.
    Besos a Saúl y abrazos fuertes y Felices Fiestas !
    Pd. te envíe el libro de I am baker a tu correo espero lo hayas recibido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Yuri!
      No sabes el gusto que me dio que las hicieras. Gracias por compartir la foto en instagram.
      A mí me fascina el jengibre fresco, aunque en estas galletas nunca lo he usado, tengo que probarlo.
      Sí me llegó el correo, pero no pude abrir el archivo :(
      Gracias por tomarte el tiempo y enviármelo.

      Besos a tus peques y para ti. ¡Felices fiestas Yuri!

      Eliminar
  10. Hola guapísima! Son una preciosidad, para mi son Christmas Style total, y están deliciosas, pero son muy americanas y en mi casa ese sabor a jengibre no gustan, terminan todas comidas por mi, así que solo uso esa combinación de especias cuando hago cosas a pequeña escala, sino mal!! Te han quedado monísimos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, es un sabor que a no todos encanta. De hecho a mi tampoco la primera vez que las probé. Fue poco a poco que me fueron encantando, por eso mismo pensé que a mi hijo no le gustarían. Pero a él a la primera le gustaron.

      Mil gracias por pasar Mireia, ¡un abrazo grande!

      Eliminar

Publicar un comentario

INSTAGRAM @brunis.b

            

Favoritos de la Semana